Tendencias y Curiosidades

Top 10 Tiaras de Diamantes Más Importantes Del Mundo

Top 10 Tiaras de Diamantes

En el mundo de la joyería encontraremos un sin número de piezas asombrosas, una de ellas asociadas a las princesas o a un palacio real. Las vemos en portadas de revistas exhibidas por el jet set de la realeza del mundo. Las Tiaras, un accesorio codiciado por muchas y tenido por pocas, en nuestro recorrido encontraremos algunas de las tiaras en diamantes más costosas del planeta tierra, asómbrate con el valor e importancia de nuestro top ten.

También te pueden interesar:

 

 

Top 10 tiaras de diamantes más importantes del mundo 

1- Faja de diamante

En nuestro primer lugar del top 10 tiaras de diamantes tenemos a la Faja de diamante, una tiara exclusiva y preferida por la reina Máxima de Holanda. Así es, una latina lleva la fortuna de contar con ella. Una tiara liviana, sutil y fácil de llevar ya sea con el cabello suelto o recogido, como lo expresó Máxima. No obstante esta asombrosa pieza fue diseñada especialmente para la reina Juliana en 1937, lo peculiar de su elaboración fue que utilizaron los diamantes que la reina Emma había recibido como regalo de boda. Esta tiara es verdaderamente asombrosa ya que se puede desmontar y transformar en otros finos accesorios, entre ellos una gargantilla, un hermoso collar y hasta un par de aretes.

Ésta también es combinable con grandes joyas que han hecho historia, tales como los aros largos con forma de gota hechos totalmente en diamantes. Se preguntaran que clase de diamantes se emplearon en la elaboración de tan ostentosa pieza, pues se utilizaron diamantes Stuar pertenecientes a la reina Emma, quien personalmente encomendó el juego de joyas a un joyero de la época. Los planes de la Reina Emma eran que sus joyas fueran utilizadas por su hija la Reina Wilhenina.

El toque preciado de la tiara fue el diamante más grande de Holanda que data en el siglo XVII, también llamado como “La piedra Azul”. La tiara que hoy lleva puesta la Reina Máxima cuenta con 27 diamantes en forma de rosas, es decir un gran diamante rodeado por otros más pequeños, esta es reconocida también por sus cualidades refractante.

 

2- La Tiara de la Reina Elisabeth

Una pieza compuesta por una gran hilera de diamantes preciosos. La tiara es desmontable y se puede convertir en bello collar, perteneció originalmente a la Reina Elizabeth, la cual estuvo casada con Alberto primero. Actualmente la joya la conserva la Reina Paola, la misma que en 1999 prestó la tiara a Matilde para su boda, ésta la usó en el velo de encaje de Bruselas. Cuyo velo recaía sobre la cola del abrigo de la princesa quien tuvo la fortuna de llevar el velo y la tiara. El velo y la tiara pertenecen a la Reina Paola y de hecho fueron utilizados por Elisabeth María Rosboch en su matrimonio con el príncipe Amadeo de Bélgica, nieto de la Reina

3- Tiara de Laurel ( Reina Paola de Bélgica)

Un grupo de aristócratas pertenecientes a la casa real Bélgica le obsequió la tiara a la princesa Matilde, por motivo de su matrimonio con el príncipe heredero de Bélgica en diciembre de 1999. Está hecha en diamante y platino, un diseño inspirado en las horas de los laureles. La Reina utilizaba en varias ocasiones la diadema como collar ya que la misma era convertible como la mayoría de las que hemos mencionado en este artículo.

 

4- La Tiara Pursiana (Casa Real Española)

Con un estilo más tradicional y poco convencional esta diadema es de línea helénica y está inspirada en el neo clasismo. Fue creada en Alemania por el reconocido joyero Kock. Está hecha en platino y diamantes, en su estética cuenta con dos bandas, la primera con unas hojas de laurel propias de la realeza, la segunda tiene en cambio un diseño que representa larga vida asociado con lo greco. En medio de ambas hay una hilera de barras compuestas de pequeños piedras preciosas y en el centro cae un gran diamante en forma de lágrima, el cual es la sensación cada vez que su portador da un paso, ya que va haciendo pequeños movimientos al compás.

En sus inicios fue el regalo del Rey Káiser Guillermo Segundo y de la Emperatriz Victoria a su primogénita y única hija, la princesa Victoria Luisa de Pursia, con motivo a su matrimonio con el príncipe Ernesto de Hannover en Mayo de 1913. Sin embargo, la preciada tiara parece heredarse, ya que la princesa Victoria entrega la misma a su hija la Princesa Federica de Hannover siguiendo la tradición de sus antecesores. Federica contrajo matrimonio con el futuro Rey Pablo primero de Grecia, 18 años después en aras de continuar con la tradición la princesa Federica entrega la diadema a su hija Sofía, sin embargo, esta vez no sería porque contrajo matrimonio, sino porque cumplió su mayoría de edad.

Posteriormente Sofía escogería la tiara para lucirla el 14 de mayo de 1962, el día de su boda. Tras las nupcias ya como princesa y posteriormente como reina llevo puesta la tiara en varias ocasiones, para luego cederla a sus dos niñas Cristina y Elena. Elena la utilizó desde que cumplió sus 18 años e hizo uso de esta maravillosa prenda en un sin número de ocasiones y cenas reales, Cristina también tuvo la oportunidad de llevarla puesta ya que alternaba con su hermana la diadema.

La siguiente en usarla fue la Leticia Ortiz el 22 de mayo de 2004, ella como la mayoría de la realeza la llevó puesta el día que contrajo matrimonio con el príncipe de Asturias. Leticia también usó el velo Nupcial de la misma manera que la Reina Sofía. Es así como ella figura como la integrante de la realeza que más uso le ha dado a tal maravillosa pieza.

 

5- Imperio Belga

Perteneciente a la casa real Belga, es una Tiara de diamantes muy flamante y versátil. Diseñada para ser obsequiada a la primera esposa del Rey Leopoldo, la Princesa Astrid de Suecia. En 1926 el preciado regalo llegó a manos de la princesa por motivo de su boda. Una diadema poco usual con una banda de la cual se ramificaban 11 tallos que servían de soporte, grandes diamantes cada uno de ellos tenía un significado, nada menos que la representación de nueve provincias Belgas. La ciudad de Bruselas y el Congo, según las exigencias de la temporada a medida que transcurrían los años era posible hacer modificaciones en los adornos de la Tiara.

Uno de ellos era retirar los brillantes superiores para lucirla en la frente sobre las cejas el resultado era una hermosa baldana de diamantes, unos años después esos diamantes tomarían forma triangular dándole a la diadema un aspecto más formal. En 1938 se supo la noticia de que la Reina Astrid de 29 años de edad había fallecido en aparatoso accidente de tránsito. Tras el lamentable episodio la Tiara no fue utilizada, la tenía resguardada su esposo el Rey Leopoldo, hasta que un día en 1960 tomó la decisión de cederla a Fabiola Mora, la española que se casó con el Rey Balduíno de los Belgas. La nueva Reina la utilizó en múltiples eventos y en su mayoría lleva puesto los 11 diamantes.

Tras fallecer el Rey Leopoldo, su hermano Alberto lo sucedió al trono y la preciada pieza paso a ser de la Reina Paola, quien la utilizó no solo como tiara sino también como gargantilla. Sin embargo, cuando el Rey abdico, la Diadema pasó a manos de la esposa del Rey Felipe Primero, la reina Matilde de Bélgica.

 

6- Tiara Rusa (Casa real Británica)

Una tiara compuesta por aproximadamente 478 diamantes y 70 magnificas barras de platino, una pieza única en su estilo y diseñada por el reconocido joyero Garrard. Inspirada en los tocados Ruso Kokoshnik, esta tiara fue encargada por Lady Salisbury y posteriormente fue entregada al Rey. La tiara fue obsequiada en las bodas de plata a Eduardo VII y Alejandra en ese entonces príncipes de Gales y futuros Reyes. La princesa Alejandra en reiteradas ocasiones había dejado en evidencia su deseo de tener una tiara de ese estilo. Su hermana Zarina ya poseía una joya similar con un toque ruso. Tras la muerte de la Reina Alejandra sus preciadas joyas fueron divididas entre sus hijos, ya que ella no había dejado ningún testamento. Sin embargo, la diadema continuó perteneciendo a la primera línea de la realeza. La tiara es una de las más utilizadas por la Reina Isabel II en actos oficiales, tiaras con este particular diseño se habían transformado en joyas muy apetecidas por la realeza Europea, llenas de glamour, diamantes y sobre todo muy a la moda hacían de esta preciada pieza un verdadero lujo.

 

7- Tiara de Habsburgo (casa Principesca de Liechtenstein)

Esta hermosa tiara fue diseñada por el astro de la joyería, Kochert. Fue entregada en 1873 como obsequio de bodas a la infanta María Teresa de Portugal, quien en ese momento era la tercera esposa del Archiduque Carlos Luis de Austria. Bajo los mismos lineamientos de la época, es una tiara con un estilo ruso muy marcado o también conocido Fringe. Una pieza confeccionada casi que en su totalidad en Finos diamantes y platino. En 1903 la segunda hija de la infanta la Archiduquesa Isabel Amalia de Austria, la utilizó en su boda con el príncipe Alois de Liechtenstein. Tras este suceso la tiara pasa a formar parte de la casa real de otro país. La preciada pieza fue utilizada en diversas ocasiones por las Princesas de Liechtenstein, una de ellas fue Gina, esposa del Príncipe Francisco José Liechtenstein. Esta joya fue utilizada también por las princesas Isabel de I´Arbre esposa del segundo hijo de Francisco José y Gil y María Aglae en su boda con el príncipe heredero Hans Adams. En la boda de la princesa Victoria de Suecia y fue la última vez que se vio la tiara de Habsburgo, la llevo puesta la princesa Sofía de Baviera esposa del príncipe Alois de Liechtenstein.

8- Tiara Gran Ducal (Casa Gran Ducal de Luxemburgo)

También conocida como la tiara Rusa, una grandiosa joya en diamantes preciosos de gran tamaño. La tiara lleva adornos de flores clásicas que resaltan su hermosura. La duquesa Isabel Mikhailovna de Rusia nieta del Zar Pablo I, la obtuvo en 1844 como dote al casarse. Ella murió después de su matrimonio y no dejó descendencia alguna. Sin embargo, el duque Miguel de Rusia quiso que Adolfo conservara las joyas, así que la tiara Gran Ducal quedó relacionada a la casa de Luxemburgo. La Duquesa Carlota Luciera, nieta de Adolfo, en 1919 usó la diadema cuando contrajo nupcias con el príncipe Félix de Borbón- Parma. Si bien, la tiara fue icono de los eventos más importantes una vez que abdicó la gran Duquesa, su hijo el Duque Juan no tenía manera de usarla así que pasó a ser utilizada en mínimas ocasiones por su esposa, la Princesa Carlota de Bélgica. Actualmente quien lleva puesta la tiara en los grandes actos reales es la Duquesa María Teresa esposa del Gran Duque de Luxemburgo.

 

9- Tiara Fringe (Casa principesca de Mónaco)

Esta tiara fue elaborada por Cartier, una pieza que se mantiene tradicional a las exigencias de la época. Perteneció a la Princesa Carlota de Mónaco, fue un regalo que le otorgó su padre el Príncipe Luis II. Como la mayoría de las tiaras mencionadas, esta también es una pieza multifacética, con un diseño propio que permite ser convertido en un bello collar. Está valiosa tiara fue heredada a la Princesa Carolina por su abuela la princesa Carlota. Tal parece que no quería ceder la joya a su nuera la princesa Gracia. La princesa Carolina ha hecho uso de la tiara en múltiples ocasiones llevándola puesta como collar, tal cual lo hacía su abuela Carlota. En la previa de la boda del príncipe Guillermo con la Condesa Estefanía de Lannoy, la princesa Carolina lució por vez primera las dos tiaras de su abuela.

 

10- Tiara / collar del Congo (Casa Gran Ducal de Luxemburgo)

Un diseño solicitado por el gobierno del Congo. Una tiara/collar compuesta por diamantes de gran tamaño y valor, piedras preciosas salidas directamente desde el mismo Congo. Si bien, la tiara fue hecha para la boda del Duque Juan Heredero de Luxemburgo el 9 de abril, las publicaciones oficiales de la ceremonia muestran que la princesa optó por llevar puesta otra Tiara obsequiada por el Banco Nacional Belga. Posteriormente ya como Duquesa, la utilizó en algunos actos como tiara. El 14 de febrero de 1981 el Príncipe Henrique contrajo matrimonio con la cubana María Teresa Mestre y para esta importantísima ocasión se le otorgó la Tiara nupcial de Josefina Carlota Gran Duquesa de Luxemburgo.

En este recorrido describimos el top 10 tiaras de diamantes más fabulosas e impresionantes del mundo entero, las cuales no podrían pertenecer a nadie más que no sea la REALEZA.

 

COMENTARIOS

Suscribete a mi canal

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

To Top