Tendencias y Curiosidades

La Increíble Historia De Las Pulseras Del Encanto

La Increíble Historia De Las Pulseras Del Encanto 2

Se tiene conocimiento sobre la existencia de las pulseras y brazaletes en prácticamente todas las civilizaciones desde el Neolítico, sin embargo alguna comenzaron por la prehistórica Edad del Bronce y tenían una forma espiral o circular bastante sencilla. Le siguieron los egipcios con una cilíndrica y de dos piezas que eran adornadas con incrustaciones de pedrería y con algunos emblemas propios del estilo. Los fenicios se dedicaron a confeccionar a manera de anillos abiertos y eran terminados con cabezas de animales. Los griegos y romanos tenían formas circulares o espirales, básicamente imitaban una serpiente eran adornado frecuentemente  con piedras y medallas.

También te pueden interesar: 

 

d

 

En el Imperio bizantino estos accesorios tenían mosaicos y miniaturas de su procedencia, además también se utilizaba el brazalete en las clases altas. Sin embargo, no parecían muy común y mucho menos aún en Occidente (excepto dentro de las areas del Norte de Europa) a juzgar por los escasos restos que de tales accesorios nos han dejado la Edad media. Durante el siglo XV se restableció su uso en los caballeros como una divisa en los juegos de las armas y en la Edad Moderna, las señoras como un artículo de lujo.

En la antigüedad la pulsera era muy parecido al diseño que tenía el anillo, debido a que se han conseguido ejemplares dentro de las momias del Antiguo  Egipto y también en las sepulturas prehistóricas europeas pertenecientes a la Edad de bronce y se aprecia a menudo representado en los relieves de muchos personajes del antiguo Imperio Asirio.

En el ámbito de religión, los antiguos egipcios apreciaban el escarabajo al rodar con un poco de estiércol en una bola, debido a que la misión del escarabajo les Re memorizaba a Ra, siendo el dios del sol, porque creían que rodó el sol por el cielo durante cada día. Gracias a la asociación del escarabajo con la creación y la renovación, los antiguos egipcios reverenciaban al insecto y las figuras talladas de escarabajos eran dispuestas en sus joyas.

La imagen del escarabajo se traducía de jeroglíficos que venía a significar “para convertirse en” o bien “transformar”. Además, que el escarabajo era conectado a través de la mente de los egipcios con la regeneración, la joyería escarabajo era muy menudo enterrada con los muertos. El faraón Tutankamón fue enterrado teniendo un escarabajo de corazón, el cual era conocido como un amuleto protector, usualmente de piedra verde que era dispuesto sobre el corazón o bien en el pecho del difunto. El verde era conocido como el color simbólico de renacimiento para los egipcios, y en la base plana del escarabajo podría ser inscrito el nombre de un faraón o bien el de un dios para poder proteger al usuario durante la otra vida.

De acuerdo al egiptólogo Joyce Tyldesley las pulseras eran sumamente populares entre las mujeres de cualquiera clase social de la época pre-dinástico (alrededor 3100 A.C.) en adelante, y las mujeres frecuentemente se colocarían las pulseras decoradas de la muñeca con unas pulseras de tobillo que coincidían ligeramente, pero un poco más gruesas. Los talleres adjuntos al palacio realizaban a mano las piezas de joyas para el faraón y toda su familia, mientras que los plebeyos las adquirían en las joyerías de fantasía en el mercado del pueblo. Hombres, mujeres y niños utilizaban ropas blancas, que proporcionaron un fondo perfecto para la joyería brillante.

El escarabajo en la joyería conservaba un papel muy importante en el ritual funerario entre los antiguos egipcios, de igual forma las piedras eran muy populares también como unos amuletos de buena suerte entre los vivos. Las joyas reflejaban la belleza de la artesanía desde muy temprano.

Los cristianos del Imperio Romano utilizaban “Ichthys”, siendo este el símbolo de un pez, debajo de la ropa con la finalidad de identificarse a sí mismos. Estos encantos de pescado se usaban no solamente para afirmar la individualidad, sino también como elementos claves para las reuniones con otros cristianos. Mientras que los intelectuales judíos durante el mismo período de tiempo empleaban los collares de oro como un amuleto para poder mantener las secciones escritas a mano de la ley judía simbólicamente próximas a sus corazones.

Durante la Edad Media fueron empleados para la protección y, también para las clases altas, para poder demostrar su estatus social. Los encantos perdieron su popularidad durante el Renacimiento, debido a que las personas se volvieron menos supersticiosas y un poco más educados. Sin embargo, las personas de las clases más bajas que carecían de las luces necesarias todavía los usaban.

La historia y las pulseras del encanto

Se hizo popular con las personas aristócratas de nuevo durante el siglo XIX, como la reina Victoria empleaba pulseras que tenían medallones de fotos de la familia y otro tipo de baratijas y le habían dado como regalo los otros miembros de la familia. Las pulseras se realizaron más por la moda y el estilo de protección o la buena suerte y durante el siglo XX, se transformó en apelación la pulsera más extendida luego de la Segunda Guerra Mundial, cuando los soldados que regresaban eran llevados de vuelta con encantos que habían obtenido como recuerdos.

Con el transcurso del tiempo las pulseras del encanto han ido evolucionando y se han elaborado de distintas maneras y con diversos elementos. Las civilizaciones más antiguas utilizaban pulseras o brazaletes en sus muñecas porque pensaban que los metales tenían una relación con los astros y estos influían en los ciclos vitales del ser humano. Mientras que, los hindú, en especial las mujeres, utilizaban múltiples accesorios tanto como para el cabello, el cuello como para las orejas, además los brazos los tenían totalmente recubiertos con pulseras y brazaletes.

Los griegos, más que una elaboración de accesorios y pulseras, se especializaron más a la escultura, por ello los ornamentos que ellos usaban en sus manos y en el cuerpo en general, eran unas miniaturas esculpidas que simbolizaban a las figuras religiosas y las mitológicas o bien a las escenas heroicas. Actualmente, los ornamentos que nosotros usamos no son tan primitivos como los que se empleaban en aquellas épocas y es que en el ahora y con tanta tecnología se ha podido labrar en Diamantes, Oro, Plata, Esmeraldas, Rubíes y demás, figuras que pueden ir desde la muy famosa cruz, hasta las caritas felices, los zapatos, las llaves, los corazones y una incontable cantidad de objetos que apreciamos en la cotidianidad de nuestra vida.

Actualmente, las pulseras del encanto son conocidas por ser un elemento común que las mujeres y niñas de todas las clases desean portar. Se extienden desde el sencillo oro de 14K o las joyas de plata para piezas muy finas elaboradas por diseñadores de lujo de una gama alta. Usted podrá hallar un encanto para prácticamente todas las situaciones, lugar o los acontecimientos que vaya a participar.

TraceyZabar, es conocido por ser un diseñador de joyas y escritor, quien nos dice que “lo más irresistible y seductor en una pulsera es la capacidad que tiene para contar una historia completamente única de su propietario.” Mientras que todavía pueden resultar fungir para ser los indicadores de la riqueza o la posición de una dama en la sociedad, el valor de una pulsera es muy personal.

Tipos de pulseras del encanto

En general, encontramos tres tipos distintos de pulseras, la primera, y la más común, es la pulsera de cadena sencilla, mientras que las pulseras encantos se encuentran vinculadas a la cadena de anillos de salto, los cuales son pequeños anillos de metal que puedes abrir o cerrar usando unos alicates. Cuando se encuentra lleno de encantos, la pulsera de cadena es muy a menudo pesada y tiene un feliz tintineo gracias al encanto que tienen y chocan entre sí.

Las pulseras italianas del encanto implican a varios eslabones de metal planos sin enredos, a medida que se va agregando el encanto, sencillamente se abrochan a la pulsera. Este tipo de pulsera fue muy popular en todo el mundo alrededor de los años 1990.

Otro tipo menos común de las pulseras es el estilo con cuentas. Con este estilo no se podría agregar o quitar sencillamente los encantos. Una pulsera de cuentas implica un cordón central o una cadena con perlas y encantos que se encadenan a lo largo de toda su longitud.

Mientras que, las pulseras tradicionales iban desde una sencilla cadena o banda con varias perlas o piedras preciosas que colgaban a los puños repletos de medallones, ornamentos o las piedras preciosas. Las pulseras italianas cuentan con un estilo específico adaptado, básicamente estaban contaban de rectangulares modulares, de acuerdo al sitio web encantos italiano los encantos italianos se unían para presentar a una pulsera con forma de banda sin las piezas colgantes tradicionales de las pulseras del encanto típico.

Las pulseras italianas le deben su nombre a su país de nacimiento y se piensa que los artesanos italianos se convirtieron en los primeros en desarrollar este estilo de pulsera de metal a través de soldaduras simbólicas con imágenes, palabras o bien con piedras preciosas y los enlaces metálicos planos. Los encantos pueden ser vinculados y desvinculados para crear distintos patrones y agregar o restar de un brazalete. Aunque muchos de los encantos italianos de calidad fina son, de hecho, elaborados en Italia, “encanto italiano” está referido al estilo, hoy en día, los encantos se elaboran en otros países, como la China.

Las pulseras italianas fueron ideadas durante la década de 1980 y ganaron mucha popularidad en Europa cuando los jugadores de fútbol y los aficionados empezaron a utilizarlo, según lo que refiere el Encanto Doggone. Hoy en día muchos aficionados italianos del encanto usan múltiples pulseras a la vez para poder incluir una gran variedad de encantos, debido a que el número de encantos en una pulsera se encuentra limitado por el tamaño de la muñeca, de acuerdo a lo que refería la Alameda de la joyería. Además, múltiples bandas también podrían ser unidas entre sí con megalinks, enlaces de gran tamaño capaz de tener dos o más filas de enlaces mucho más pequeños.

En la modernidad se ha ampliado tanto el estilo como la personalización de cada una y se fueron dando diferentes estilos y modelos, como por ejemplo el Brazalete, que se distingue de la pulsera por el hecho de ser mucho más ornamentado que la pulsera común, debido a que generalmente tenía incrustadas unas piedras preciosas. También tiende a utilizarse un poco más arriba de la muñeca, o en algunos casos por encima codo.

La pulsera tejida artesanal la cual, se distinguen de los brazaletes y las pulseras porque están realizadas con metales o plásticos (este último material en la mayoría de las industrias que realizan bisuterías) estos son creados con los hilos o las fibras textiles. Sin embargo, gracias al material con el que se realizan se pueden crear de diversos colores y diseños.

Gracias al simbolismo con el que se les suele acompañar, estas pulseras son denominada como los brazaletes de la amistad o pulseras de la amistad.

Además, las muy común llamadas “manillas”, siendo esta la denominación de origen colombiano, son muy utilizadas como un elemento decorativo en las muñecas (y en ocasiones en los tobillos), pueden ser de diversos tipos como las pulseras realizadas de silicona que son frecuentemente usadas por deportistas, y a distinción de los brazaletes deportivos, éstas no nos ofrecen ningún tipo de beneficio o bien utilidad.

Las pulseras de goma que son personalizadas tienen como finalidad promover alguna causa, empresa, marca o institución benéfica. Tal como es el caso de la pulsera amarilla Livestrong, la cual tiene como principal objetivo es crear una conciencia sobre el cáncer y a la vez recaudar los fondos para la investigación de la enfermedad. También son muy conocidas como las pulseras publicitarias, gracias a la maleabilidad, estas pulseras pueden ser moldeadas con todo tipo de mensajes, logos y hasta con hologramas que se adaptan a los requerimientos de la empresa.

Las pulseras de goma que, por otra parte, son un tipo de accesorio de moda sumamente populares en la población juvenil. Estas magníficas pulseras son elaboradas a través de la unión de ligas frecuentemente con productos rainbowloom y son sugeridas para ser usados por niños mayores de los 6 años.

COMENTARIOS

Suscribete a mi canal

Guía Para Cuidar Tus Joyas

Suscríbete y obtén GRATIS el Ebook.

Gracias por suscribirte. Por favor revisa tu correo electrónico para acceder al ebook.

Algo salió mal.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

To Top